Maria Luisa Pérez

María Luisa nace en 1929, es madre de cinco hijos y en 1965 comienza su afición por la repostería, lo que la lleva a abrir un pequeño negocio de pastelería junto a su casa familiar en Pedrajas de San Esteban. Decide bautizar la pastelería con el nombre del primer apellido de su marido Julián, aquí nace la “Pastelería Arranz”.

Comienza elaborando los dulces tradicionales y típicos de la zona que antiguamente se realizaban en las casas y, poco a poco, su amor por el oficio y el interés por aprender y buen hacer, la hacen ir evolucionando y perfeccionando sus dulces con mucho esfuerzo y sacrificio a medida que pasan los años.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR